En el barrio sureño de Santa Úrsula, dentro del pedregal del municipio de Coyoacán, se encuentra Casa Don Carlos, un restaurante de sabores mexicanos y familiares que desde hace 24 años se ha ganado la preferencia de los comensales por su rico sazón y por dejar el corazón en cada uno de sus servicios.

Don Carlos Navarro, quien entregó su vida a construir esta casa para todos los vecinos, nombró así a su restaurante porque desde el principio tenía claro que no seguiría con el esquema de vender por ganar; para él, lo más importante era hacer sentir a sus clientes como si estuvieran en su propia casa.

Don Lalo era un señor que siempre venía a comer aquí. Lamentablemente falleció. Pero su esposa viene cuando cumple años de fallecido o en su cumpleaños. Muchos de los festejos los pasan en nuestro restaurante para honrar su memoria”

Y así fue como empezó. Los fines de semana en el garage de su casa montaba lonas como techo y ponía un par de bancas improvisadas para vender barbacoa, negocio que su familia ha llevado desde hace tres generaciones y que orgullosamente sigue siendo su producto insignia.

Don Carlos logró llevar a su restaurante un producto con las mismas notas, olores y sabores que parecen exclusivos del más tradicional de los pueblos: Un horno, pencas y auténtico ganado carnero. Para Don Carlos, este ha sido su principal diferenciador contra otros negocios locales, y se siente feliz de tener clientes que han sido fieles a su sazón por años, a algunos de ellos incluso los ha visto crecer a la par de su mismo restaurante.

A nuestro restaurante venía una familia con una niña de más o menos 9 años. El gusto que nos da ahora es ver a la misma niña, ya grande, que viene con su propia familia”


Receta para tener un restaurante de éxito

Don Carlos y su esposa, además de transmitirnos la historia y el amor que tienen a su restaurante, también nos revelaron los ingredientes que le ponen todos los días a su trabajo:

  • Trabajo duro. Levantarse bien temprano o quedarse desde un día antes para preparar todos los ingredientes que necesitarán al día siguiente.
  • Capacidad de verlo todo. Mezclar homogéneamente calidad, higiene y un precio competitivo.
  • No ser como todos los demás. Agregar mucha constancia, pasión y amor a la mezcla.
  • Pensar en quién es más importante. Servir el platillo final al gusto de cada cliente.

 

Casa Don Carlos y todo su equipo trabajan también pensando en las necesidades de quienes los visitan, especialmente a todos los que lo encuentran a través de SinDelantal.

Estamos comprometidos con el tiempo de entrega, ya que somos conscientes de que las personas trabajan y sólo tienen 20 o 30 minutos para comer. Nosotros tenemos que estar antes”

Pero así como este negocio se ha llenado de aciertos y ganado el reconocimiento de quienes lo han probado, también se ha enfrentado a muchos desafíos que ha superado gracias a su adaptabilidad e innovación en el servicio.

No te pierdas la segunda parte de esta historia para conocer cómo Don Carlos y su familia lograron posicionarse como el sazón favorito de comida mexicana en su barrio.

Recomendaciones del Chef

Casa Don Carlos te invita a que pidas su menú del día y pruebes su barbacoa.

Conoce más restaurantes como el de Casa Don Carlos en tu zona desde esta lista en la aplicación.